12 de septiembre de 2014

Pautas para tuitear un evento (jurídico)


Tuitear un evento es una práctica que puede ser muy interesante por diferentes motivos. Ya seas tú el organizador del evento o bien seas un asistente al mismo, es una fórmula estupenda de comunicar lo que está pasando, conseguir más seguidores y reforzar tu imagen de marca como despacho. Aunque pueda parecer sencillo, tuitear una charla, presentación o jornada, no lo es. Requiere mucha atención y especialmente tener capacidad de síntesis para poder ir traduciendo lo que el ponente expone en mensajes de 140 caracteres. Tratándose además de un campo como el nuestro, el jurídico, requiere el conocimiento especializado para poder entender la exposición objeto de tuiteo y además uno no puede escribir los tuits a la ligera.

Algunas pautas prácticas a la hora de cubrir un evento en Twitter:
  1. Anunciar el hashtag con carácter previo, si eres el organizador, y, si eres asistente, conocer el hashtag que la organización haya decidido, con el fin de que todos los que vayan a tuitear puedan seguir la conversación y los lectores también. El hashtag es esa etiqueta que te permite localizar y seguir un evento en Twitter; es una palabra clave precedida de almohadilla que suele ser seleccionada cuidadosamente con el fin de identificar claramente el evento y se intenta que sea lo más breve posible para no consumir muchos caracteres de cada tuit, ya que siempre es preciso citarla. Ayer mismo tuiteamos la Jornada sobre Justicia Penal Universal en nuestro Colegio y podrás localizarla fácilmente en Twitter con el hashtag #JusticiaUniversal.
  2. Localizar el usuario de Twitter de los ponentes. Si eres organizador del evento, es muy útil facilitar el perfil de Twitter de cada ponente, por ejemplo en el programa; los asistentes tuiteros lo agradecerán. Si eres asistente y estás tuiteando, podrás mencionar al ponente con su usuario en Twitter y quizás atraer así su atención para entrar en futuro en conversación con él. No olvidemos que una de las utilidades fundamentales de Twitter es el networking. Aconsejamos no abusar de las menciones ya que estas se traducen en notificaciones al mencionado y puede resultar excesivo.
  3. Hacer retuits de los asistentes. Tuitear un evento y a la vez prestar atención y enterearte no es tarea fácil y seguramente habrá veces en que te pierdas. Puedes emplear entonces los RTs si alguien ha sido más rápido que tú a la hora de tuitear algo interesante. Además demuestran tu interés por los demás asistentes y es también una forma de reconocimiento  y de dialogar con los otros tuiteros de la sala. ¡A todo el mundo le gustan los retuits!
  4. Usar imágenes. Las fotografías y vídeos son un estupendo testimonio de lo que está pasando y a todos nos gusta poder verlo. Imágenes de los ponentes o del público para mostrar el aforo logrado por el evento, ayudarán a comunicar las dimensiones del mismo y humanizan la conversación. 
  5. Interacciona. Además de retuitear los mensajes de otros, puedes entrar en conversación con otros tuiteros contestando menciones, lanzando preguntas, marcando los tuits de otros como favoritos y en definitiva, siguiendo sus perfiles. ¡Seguramente ellos se comportarán recíprocamente! Como hemos indicado al inicio, tuitear un evento es una fórmula estupenda para lograr nuevos seguidores.
Tanto la organización como los asistentes a un evento desean la máxima proyección del mismo, los organizadores por motivos obvios y los asistentes para mostrar que participaron. Tuitearlo ayudará a sacar el evento de las paredes del auditorio y a proyectarlo hacia el exterior.¿Te animas?

Si te gustó este post, tal vez te interese leer:
- Razones a favor de Twitter
- De Twitter al cielo: lectura recomendada

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Déjanos aquí tu comentario. ¡Gracias por participar en la conversación!