1 de abril de 2014

La nueva piel de la Justicia

Autor: Salvador Madrid Fernández
Abogado y Máster en mediación 
La justicia de Trajano. Eugène Delacroix
Se dice que la justicia no es dar a todos por igual, sino dar a cada uno lo suyo, reponer a cada uno en lo que se le ha arrebatado . El derecho  penal pretende hacer justicia.
Reseñaba el profesor Pablo Galain Palermo que
 “el código penal es el catálogo en el que se reúnen los fracasos de una sociedad, aquello que ésta no ha podido resolver de otra forma" (1) 
Desde los años 90 se viene hablando de la necesidad de reformular las relaciones entre la víctima y el delincuente, se habla de la permanente crisis del derecho penal, y en su solución ya habla Roxin de  la “Tercera Vía”(2), ni venganza, ni retribución.Es un hecho reconocido que el derecho penal tradicional punitivo, sancionador, ha fracasado en la reconstrucción de la paz social. Las sucesivas reformas del texto punitivo evidencian que los errores no se corrigen con reformas del código penal.

Nos hemos percatado de  que hay que cambiar el paradigma. La Justicia debe cambiarse la piel. Si el derecho penal y la criminología ponían todo el foco de atención en el delito y en el delincuente, se desechaba prácticamente a la víctima, que solo importaba en cuanto pieza probatoria para la condena del infractor.  Esta política criminal está cambiando, el protagonismo se dirige también a la víctima.  Desde esa visión de hacer justicia con la retribución, con el castigo, se pasa, o se desea,  una justicia restaurativa, reparativa, la víctima es  ahora esa pieza fundamental.
La víctima va a necesitar del victimario en cuanto necesitará ser atendida, ser objeto de reparación, comprensión, la restauración del hecho infractor necesitará la actuación de ambos sujetos participantes: víctima y su victimario.

El Estado, sin dejación de funciones garantistas, cede un poco su posición dominante y de actor principal, en favor del perjudicado por el hecho delictivo. La víctima tiene que tener un protagonismo en su sufrimiento.Pasamos de la neutralización de la víctima a su participación activa. Con este cambio de paradigma se entiende que el derecho penal dejará su permanente crisis de identidad, afrontando de una vez por todas, una nueva política legislativa criminal, hacia el camino de la prevención, restauración, conciliación, reeducación real, caso por caso. Desde este punto de vista, creemos que la sociedad está preparada para entender este nuevo sistema penal. La convivencia  y la paz social deben basarse en una nueva concepción del derecho penal, hacia un Derecho Penal Reparativo.

Esta nueva concepción de justicia se vale especialmente de la mediación penal, se tiene que ir imponiendo este método de tratamiento del delito, de su víctima y de su victimario.La pena, sobre todo la privativa de libertad, estigmatiza, no resocializa, ni reeduca, al contrario, consolida la delincuencia, la reitera, puede crear un sentimiento de rechazo social, de socialización negativa, y en muchos casos, ni siquiera repara, ni  es su principal preocupación.

La Justicia, nuestra justicia,  tiende hacia la Justicia restaurativa, es la gran esperanza del derecho penal. Un importante paso ha sido la aprobación del anteproyecto del Estatuto de la Victima  con el visto bueno del Consejo del Poder Judicial, con base en la Decisión Marco 2001/220/JAI del Consejo de 15 de marzo de 2001,  y en otras Recomendaciones, que  reconocen los derechos de las victimas en el proceso penal y en el proyectado  nuevo Código Procesal penal, que prevé la aplicación de la mediación penal en delitos en los arts. 143 a 146 del texto.

El Grupo Europeo de Magistrados por la Mediación de España (GEMME) es una sociedad europea que pretende promover la mediación desde el ámbito de los tribunales. A ella  pertenecen hasta 18 países europeos, por tanto este grupo de juristas es el principal impulsor de la mediación en los diferentes ámbitos jurídicos, civil, mercantil, familiar, y también el penal. Se pretende que principalmente  por medio de la mediación la justicia avance un poco  más en su misión de ser más justa. Justicia solo debe haber una, y se debe tender a conseguir el mayor grado de ella, el cambio de paradigma en la justicia supone un acercamiento mayor a la Justicia, con mayúsculas.

(1) Pablo Galain Palermo ¿La reparación del daño como Tercera Vía “Punitiva? Especial consideración a la posición de Claus Roxin.
(2)  Zulita Fellini.-La Tercera Vía como método alternativo de resolución de conflictos (Revista La Trama).

Si te gustó esta entrada, tal vez te interese leer:

Imagen inicial: http://commons.wikimedia.org/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Déjanos aquí tu comentario. ¡Gracias por participar en la conversación!