18 de diciembre de 2012

Diez errores a evitar en Twitter

Cada vez más abogados estamos en Twitter y tuiteamos de forma regular. Hemos considerado interesante reflexionar aquí sobre algunos errores comunes a evitar cuando escribes tus tuits. Aunque estar en Twitter parece sencillo, hay una serie de acciones que no funcionan, pueden incluso ser molestas para otros usuarios y no aportan calidad al contenido que compartimos, convirtiéndose en una suerte de spam tuitero que nos puede llevar  a perder seguidores que ya habíamos logrado  Y ese no es el plan. En definitiva, si lo hacemos, lo hacemos bien. Para ello basta seguir una serie de pautas sencillas y lógicas.

He aquí una primera entrega con diez de los errores que más frecuentemente detectamos en el uso de Twitter:
  1. No tener foto de perfil ni completar tu biografía. Esto es algo básico. Como en cualquier otra red social, un perfil incompleto no ofrece confianza, ya que no sabes realmente a quién estás siguiendo. Además demuestra dejadez, al no tomarte siquiera los 5-10 minutos que te lleva completar el breve perfil en Twitter.
  2. Comprar seguidores. Existen empresas que te ofrecen aumentar tu número de seguidores por una módica suma. Así 1000 seguidores te cuestan unos 20€. Estos seguidores son irreales, por supuesto, es lo que se denominan fakes (falsos en inglés). Si ves a alguien de tu competencia que pasa rápidamente de 100 a 1000 seguidores, puedes intuir lo que ha pasado y además puedes comprobarlo con una aplicación que lo detectará en cuestión de segundos, llamada Fakers. Por muy sugerente que pueda ser, no caigas en la tentación de contratar uno de estos servicios; construye tu comunidad de followers de manera honesta y verídica. Y valora la calidad frente a la cantidad.
  3. Escribir telegráficamente. El límite de los 140 caracteres que tenemos para escribir mensajes en Twitter no significa que debamos  escribir en plan indio, con palabras sueltas que hay que interpretar para entender el mensaje. Las redes sociales son para conectar, la comunicación debe ser fluida, comprensible y bien escrita. Es preferible escribir varios mensajes que uno sólo pero sin verbos ni preposiciones y sólo con las palabras clave.
  4. Seguir a gente sólo para lograr seguidores. Si quieres sacarle el máximo partido a Twitter, no es una buena estrategia. Lo mejor de Twitter es la cantidad de información que se comparte en cada minuto. Seguir a otros perfiles sin criterio y con el objetivo de que al seguirlos ellos te sigan a tí también, no es una garantía de éxito en absoluto (pues nadie está obligado a seguirte sólo porque tú le sigas)  y además, cuando entres en Twitter no sabrás por dónde empezar con la cantidad de tuits e información que puede ser realmente abrumadora. Seleciona a quienes quieres seguir porque la información que comparten te interesa realmente.
  5. Seguir a muy poca gente. Es tan poco recomendable como seguir a demasiados. Hay que encontrar el equilibrio. Si no sigues a gente no estás sacando potencial a Twitter a beneficiándote de la cantidad de información que se está compartiendo.
  6. Abusar de las menciones. Cada vez que citas a otro usuario de Twitter es una mención que le será notificada a ese otro usuario. Es de agradecer que te mencionen, ayuda a tu visibilidad y viralidad de los mensajes en los que apareces. Las menciones son de hecho un pilar fundamental en el funcionamiento del mundo interconectado en Twitter. Pero cabe la posibilidad de que citar constantemente a otro usuario desvirtualice el sentido de la mención, la cual se suele emplear para premiar/castigar/consultar algo a la persona mencionada.
  7. Automencionarse en los tuits. La persona que redacta un mensaje no debe automencionarse en su propio tuit. Esto no tiene sentido cuando eres tú mismo quien escribe. Es algo que da muy mala impresión, puede sonar a autobombo. Una práctica definitivamente a evitar.
  8. Mezclar lo personal y lo profesional. Si nuestra presencia en Twitter es como abogados/despacho, ojo con los comentarios de corte más personal que podamos enviar. A saber: valoraciones políticas, comentarios sobre equipos de fútbol, lenguaje inadecuado, etc. No se trata de usar un tono distante y profesional todo el rato, pero no podemos perder de vista que lo que se escribe, escrito queda. Puede ser preferible tener dos perfiles separados (el personal y el del despacho) y recordar que es importante ser profesional siempre.
  9. Abusar de los hashtags: no hay que excederse en el uso de los hashtags en nuestros mensajes. Los hashtags son fundamentales en Twitter pero no debemos plagar nuestro mensaje con estas etiquetas; de nuevo el consejo es redactar mensajes correctos y fácilmente leíbles. Además, si tienes vinculada tu cuenta de Twitter a Facebook (algo de hecho muy útil) y estos mensajes aparecen automáticamente también en tu página o perfil de Facebook, aquellos que te sigan en esta red social y desconozcan qué es #, no comprenderán muy bién la literalidad de tu mensaje ni lo que quieres comunicar.
  10. Abusar de los retuits. Una vez más, los retuits son parte crucial en el funcionamiento de Twitter. Gracias a ellos nos llega la información tuiteada por alguien a quien no seguimos y son realmente fundamentales para la circulación de la información. Si bien, en términos de tener una presencia sólida en Twitter, tu actividad no debe basarse casi exclusivamente en retuitear lo que otros comparten. Crea tu propio contenido, tus propios mensajes, aporta no sólo haciendo recircular la información; ello te traerá más seguidores que con la otra estrategia o como mínimo, tus seguidores te valorarán más positivamente y ello te ayudará a posicionarte como experto en tu área de especialidad. 
Hasta aquí el análisis de hoy. Si has detectado algunos errores que te son aplicables, es muy fácil corregirlos y mejorar tu presencia en Twitter, porque #masvaletardequenunca.

Si te gustó esta entrada, tal vez te interese leer:
- Cómo incrementar el número de seguidores en Twitter
- ¿Por qué tu despacho debe tener una web optimizada para  móvil?
- La marca personal del abogado
- Aula de nuevas tecnologías para abogados: Organizar tus favoritos
Imagen superior de www.sparkboutique.com

3 comentarios:

  1. ¡Muy buen post! Además, totalmente aplicable a cualquier profesional de cualquier ámbito.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Ricardo. Nos alegra que te haya gustado y lo encuentres útil. ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Buen post. Si hay algo que no me gusta para nada es quien escribe en plan indio estilo: "Llegar a casa y encontrar la cena hecha". Parecen robots más que humanos...

    ResponderEliminar

Déjanos aquí tu comentario. ¡Gracias por participar en la conversación!